¿Por qué la resistencia a la rodadura de los neumáticos de tractor constituye un problema?

No hablamos mucho de ello, pero la resistencia a la rodadura es específica de los neumáticos de tractor, de la presión, de la forma, del tipo de superficie en el que nos encontremos, el grado de humedad del suelo y el tipo de apero o remolque (peso, anchura, montado, semimontado, plegable). En definitiva, es un fenómeno con el que nos encontramos a diario sin conocer realmente ni los parámetros ni las implicaciones y que, sin embargo, tiene un impacto directo en la tasa de patinamiento, la protección del suelo, el desgaste del material, el tiempo invertido y, sobre todo, en el consumo de combustible.
He aquí algunas explicaciones para comprender y gestionar mejor la resistencia a la rodadura, reducir el consumo y, por tanto, mejorar tu rentabilidad…

Así pues, hay dos tipos de resistencia a la rodadura muy distintos: en el campo y en la carretera. Para reducir esta resistencia, hay dos opciones posibles que están directamente relacionadas con el suelo en el que nos encontremos.

Así pues, hay dos tipos de resistencia a la rodadura muy distintos: en el campo y en la carretera. Para reducir esta resistencia, hay dos opciones posibles que están directamente relacionadas con el suelo en el que nos encontremos.
A continuación, explicamos cómo saber optimizarlo y mejorar así la rentabilidad...

 

1. Cómo reducir la resistencia a la rodadura en el campo

Tu tractor agrícola tiene que realizar un esfuerzo de tracción para arrastrar los aperos. Este esfuerzo tiene una relación directa con la potencia del motor y la calidad de adhesión del neumático con el suelo.

Resistencia a la rodadura en la tierra

La resistencia a la rodadura está asociada al contacto del neumático con el suelo, donde intervienen numerosos parámetros:

  • La naturaleza del suelo y el índice de humedad.
  • La fuerza transmitida al suelo, relacionada con la masa de la máquina y de los aperos.
  • La adherencia de la máquina que ralentiza el desplazamiento.
  • El deslizamiento necesario si no es excesivo.

¿Qué es la resistencia a la rodadura?

La resistencia a la rodadura es la resistencia que se opone a la fuerza que el tractor tiene que desarrollar para que los neumáticos garanticen el movimiento sobre un terreno determinado.
Esta resistencia es directamente proporcional al peso que se ejerce en todas las ruedas del remolque o del apero, ya sean o no motrices.

Cuando el tractor está inmóvil, la masa ejerce una fuerza vertical que se equilibra con la fuerza generada por la reacción del suelo. Como el neumático y el suelo son deformables, el primero se aplastará mientras que el suelo se compactará hasta que estas dos energías opuestas se equilibren. La resistencia del neumático a la rodadura es, por tanto, el resultado de estos dos aplastamientos.

Hundimiento del suelo por efecto de la presión ejercidaHundimiento del suelo por efecto de la presión ejercida


Para una máquina agrícola, la deformación del neumático que se hunde en el suelo constituye un obstáculo constantemente renovado que se opone de manera significativa al desplazamiento.

¿Cuáles son las causas de la resistencia a la rodadura?

1. TUS APEROS SON PESADOS

Con unos aperos pesados, compensarás el peso aumentando la presión de los neumáticos de tu tractor, pero el exceso de presión aumenta la resistencia a la rodadura así como la presión ejercida en el suelo y, por lo tanto, su apisonamiento y compactación.

Para circular en el campo, hay que reducir la presión para evitar un patinamiento excesivo y que el suelo se compacte. En principio, tenemos tendencia a aumentar la presión de los neumáticos cuando la masa de la máquina y del apero o del remolque provocan un aplastamiento excesivo. Ahora bien, el sobreinflado suele ser la causa de varios fenómenos contraproducentes cuando el suelo está blando o húmedo:

  • Sobreinflado: al hundirse más en el suelo, el neumático sobreinflado aumentará la resistencia a la rodadura, la cantidad de tierra que está delante del neumático es mayor y necesita más esfuerzo para avanzar, sabiendo que globalmente, 1 cm de profundidad suplementaria ocasiona un 10% más de consumo de combustible.
  • Patinamiento excesivo: un neumático sobreinflado tendrá menos agarre en el campo con una huella reducida en el sol. En efecto, las barras no tienen suficiente superficie de contacto, de ahí el riesgo de patinamiento excesivo que acabará provocando una compactación que bloqueará la infiltración del agua de lluvia, así como la aireación y, por tanto, impedirá un enraizamiento productivo. Cuando inflas demasiado los neumáticos, aumentas la tasa de deslizamiento, especialmente en condiciones de humedad. Como recordatorio, una tasa de deslizamiento del 30% ocasiona un mayor consumo de combustible que puede alcanzar hasta un 20% más. Por lo tanto, es conveniente trabajar con la menor presión posible (0,8 bar) para reducir la resistencia a la rodadura y la tasa de deslizamiento.
Tasa de deslizamiento con presiones distintasComparación del mismo neumático bajo las mismas condiciones:
no patina a 1 bar, pero sí patina con un 1,25 bar de presión

2. SI EL SUELO ESTÁ DEMASIADO HÚMEDO

Con un suelo demasiado húmedo, el neumático se hundirá hasta encontrar una zona de resistencia más profunda

  • Compactación del suelo: el suelo y el neumático son dos elementos que pueden deformarse. Cuando este último se infla a altas presiones, por supuesto, su aplastamiento se reduce, pero se hunde más profundamente en el suelo, sobre todo en condiciones de humedad o si el suelo está blando, provocando una compactación excesiva y una alta resistencia a la rodadura.

deslizamiento en mojado de los neumáticos del tractor

3. OTRAS CAUSAS

Otras causas menos evidentes pueden provocar la resistencia a la rodadura, entre otras:

  • La fricción relacionada con el par de rotación de los ejes
  • La geometría del tren delantero
  • El paralelismo de los trenes de rodaje, incluso el de los remolques con dos o tres ejes
  • Los elementos de transmisión accionados
  • Un régimen del motor no adaptado, o una velocidad de conducción excesiva

¿Cómo hacer que se reduzca la resistencia a la rodadura en el campo?

Cuando la resistencia a la rodadura en el campo es demasiado elevada, en principio, es posible que no te des cuenta, pero trabajarás constantemente con un régimen de motor más elevado, para desarrollar la potencia necesaria para contrarrestar dicha resistencia.
Esto conduce inevitablemente a un consumo excesivo de combustible.

A lo largo de toda la temporada, esto representa unos gastos recurrentes muy elevados que tienes la posibilidad de reducir, aquí tienes cómo:

Aumento del ancho de las ruedas

Aumentar el ancho de sección para pasar a una dimensión en serie 75, 70, 65, incluso 60, es la mejor solución; de hecho, aumentar la anchura del neumático disminuye el hundimiento en el suelo gracias al ensanchamiento de la huella y al aumento del área de contacto.

Cuanto más se mantenga el neumático en la superficie sin hundirse, más se reducirá la resistencia a la rodadura. El aumento de la huella en el suelo permite pasar de un apisonamiento, es decir, de una compactación vertical, a un apisonamiento longitudinal y transversal de menor importancia.

Uso de neumáticos de baja presión tipo VF

El uso de neumáticos agrícolas de baja presión equipados con tecnología VF (Very Flexible). Se trata de neumáticos de alta gama con carcasas reforzadas y flancos más flexibles y resistentes. Están diseñados para trabajar a presiones muy bajas, que pueden descender hasta menos de 0,8 bar.

Los neumáticos de tipo VF ofrecen un mejor rendimiento global puesto que reducen la resistencia a la rodadura en suelos húmedos. Por lo tanto, tendrás menos patinamiento y tu tractor desarrollará menos potencia para un trabajo idéntico. Así ahorrarás combustible.

La tecnología VF ha sido desarrollada para cuidar sus suelos. Gracias a una huella más ancha, la masa de los aperos agrícolas se reparte mejor en el suelo, reduciendo así la compactación debida a las pasadas sucesivas en toda la superficie de la parcela.

 

2. La resistencia a la rodadura en el uso en carretera

A continuación, dos ejemplos para comprender bien la resistencia a la rodadura en superficies duras:

Ejemplo 1

La rueda de acero de un vagón de ferrocarril sobre un raíl no presenta prácticamente resistencia a la rodadura, ya que ninguno de sus componentes se deforma, independientemente del peso del vagón. La fuerza de tracción que se necesita para desplazar el vagón es, por tanto, muy baja.


Ejemplo 2

Ahora veamos el caso de un coche con los 4 neumáticos desinflados en el garaje. Hace falta mucha fuerza de tracción para desplazarlo, mientras que, si hubiera tenido los neumáticos bien inflados, podríamos empujarlo con las manos.

Estos ejemplos sencillos nos demuestran que la resistencia a la rodadura aumenta con la deformación de uno de los dos elementos, ya sea el neumático, el suelo, o ambos a la vez.

Resistencia a la rodadura en el asfalto

A diferencia de la tierra, el asfalto en la carretera no se compacta en función del peso del remolque o del apero, el único elemento que se adapta es el neumático, que se aplasta más o menos en función del peso que soporta.

La resistencia a la rodadura en carretera se define como la fricción entre los neumáticos agrícolas y la calzada sobre la que nos encontremos. Bajo el peso de la máquina, el neumático se deforma, especialmente a nivel del área de contacto con el asfalto. Esta deformación aumenta el área de contacto y causa la resistencia al avance del tractor.

En la carretera, se produce el efecto contrario del campo a causa a la naturaleza del suelo con el que nos encontremos. Así pues, en lugar de reducir la presión de los neumáticos, se recomienda más bien aumentarla para reducir la resistencia a la rodadura y aumentar la estabilidad del tractor. Un ligero sobreinflado en carretera permite disminuir el consumo en combustible y el desgaste de los neumáticos agrícolas.

 

¿Cuáles son los beneficios de una disminución de la resistencia a la rodadura?

Para optimizar la resistencia a la rodadura, conviene adaptar la presión de los neumáticos de tu tractor a los tipos de los suelos con los que te encuentres.
Reducir la resistencia a la rodadura del neumático permite que tu tractor utilice menos energía, reduciendo el consumo de combustible.

Menor patinamiento en el campo y menor resistencia en carretera

La presión más baja posible, con neumáticos de gran tamaño de tipo VF, permite que el neumático permanezca en superficie y evita que se hunda en el suelo, disminuyendo aún más la resistencia a la rodadura.
En cuanto vuelvas a la carretera, tienes que aumentar la presión de los neumáticos hasta un mínimo de 2 bares para reducir la resistencia a la rodadura. Con esta presión, el área de contacto y de fricción en el suelo se reduce y no es necesario acelerar demasiado para conseguir tracción.

Mejor tracción

Al reducir la resistencia a la rodadura en el campo, tu tractor tendrá mejor tracción porque se reduce la tasa de deslizamiento. La adherencia se verá optimizada ya que la huella en el suelo será más ancha, las barras del neumático aumentarán el área de contacto.

Ahorro de tiempo

Un patinamiento excesivo en el campo representa ya de por sí una pérdida de tiempo considerable y, por lo tanto, una pérdida de rentabilidad. En caso de compactación del suelo, los trabajos de descompactación para volver a dejar la parcela en buen estado requieren también tiempo y energía.

Para ahorrarte todas estas molestias, piensa en reducir la resistencia a la rodadura de tus neumáticos optando por modelos de alta gama con tecnología VF. Están dotados de estructuras reforzadas y pueden soportar cargas más pesadas en el campo y en la carretera sin tener que aumentar la presión.

En resumen, disminuir la resistencia a la rodadura permite una mayor rentabilidad, tanto a nivel de la producción como del consumo de combustible.

 


El blog Bridgestone-agriculture.es está redactado y controlado por expertos en neumáticos de tractor que están disponibles para facilitarte todos los consejos que puedas necesitar sobre tus neumáticos agrícolas. Te ayudan a maximizar tu productividad con información sobre todos los temas relacionados con los neumáticos: Datos técnicos de los neumáticos agrícolas – Rendimiento de los neumáticos agrícolas – Consejos sobre la presión de los neumáticos agrícolas – Solución contra la compactación del suelo – Presión de los neumáticos del pulverizador – Por qué y cómo lastrar los neumáticos de tu tractor – etc.

Para ir más allá y aumentar la rentabilidad de tu explotación, los expertos en neumáticos de tractor te ofrecen un libro blanco gratuito muy detallado que te explica el papel esencial que desempeña el neumático agrícola en tu productividad.

Descargar la guía: Augmenta la rentabilidad de tu explotación

La mayoría de personas que han leído este artículo también han leído los artículos siguientes:

Esta información tiene como único objetivo dar a conocer los aspectos técnicos y funcionales de los neumáticos agrícolas y su uso. No permite emitir un juicio o una conclusión definitiva sobre un determinado problema. Sólo su experto en neumáticos agrícolas está en condiciones de hacer una evaluación técnica y tomar una decisión final, caso por caso.


Dejar un
comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos obligatorios están marcados con un*